Suscripción

21 febrero 2012

DE MARTA ORTEGA A LOS GOYA


Boceto vestido Marta Ortega
Ocho de la mañana, me siento como si fuesen las cinco, daría hasta mi vida por no salir de la cama. Los lunes los llevo fatal. Con un café bien cargado repaso lo que ha dado de sí el fin de semana. Ha sido completito, la verdad. El sábado Sergio Álvarez daba el braguetazo del siglo y llevaba al altar a Marta Ortega, heredera del Imperio Inditex, veintiocho años (aparenta treinta y cinco), y no muy agraciada, las cosas como son. No se puede tener todo.
Llevo meses esperando el momento de ver el traje de novia firmado por Zara. Mi gozo en un pozo. El vestidito de Marta es de Narciso Rodríguez, diseñador de celebrities y coleguita de la Ortega, aunque se haya cosido en los sótanos de Arteixo. El gabinete de prensa de papá hacía público el boceto, a ella sólo la vimos metida en el Mercedacos junto a Amancio, que ejercía de padrino. Tenía cara de resaca y estaba mal peinada. Supongo que consecuencia del fiestón de la noche anterior. El peluche que llevaba encima del vestido rojo es de cualquier sitio menos de Zara. Así cualquiera. El que sí apostó por un traje low cost de la casa fue el novio, de Massimo Dutti. Entre los invitados, las amigas de toda la vida de Martita; Athina y Carlota se quedaron en casa. Una pena. Marta y su jinete ya están rumbo a Australia...



El domingo me gusta ver Aída, pero reconozco que zapeé bastante para ver la alfombra roja de los Goya. Aquí hay demasiado que comentar. No sé por dónde empezar. Pensé que apostarían más por la moda española, pero veo que a nuestras actrices les gusta demasiado un Gucci. María León, mejor Actriz Revelación, de Lanvin, Goya Toledo, sigue sin Goya, de Elie Saab, Blanca Suárez de Monique Lhuillier, Verónica Echegui, para mí siempre será La Juani, de Gucci, Melanie, de Armani y sin hablar español después de treinta años casada,  o Cayetana, de Óscar de la Renta, son sólo algunas de las que no apostaron por ningún modelito nacional.
Belén Rueda, de Pedro del Hierro, Juana Acosta, de Paco Rabanne, o Silvia Abascal, de Caprile, dejaron claro que en Spain también tenemos talento. Eva Hache, presentadora de la gala y bastante cansina, hacía lo propio con seis diseños españoles firmados por Delfín, Lomba, Hannibal Laguna, Ion Fiz y Carlos Díez. Me encantó Mar Saura, maravilloso vestido con escote en la espalda de Ralph Russo, complementos de Jimmy Choo y joyas de Suárez. Los chicos con demasiado esmoquin de Armani, alguno quiso arriesgar y no acertó. El mejor Coronado, todo un clásico.
Mucho nude, mucho brillo, demasiado recogido raro, y una Estrella Morente digna del bodón de Farruquito son algunas imágenes que nos costará olvidar.
Eché de menos a las Penélopes,  a las Patakys, y a la siempre glamourosa Maribel Verdú, pero ahí estaba Almodóvar, con gafa oscura a lo Anna Wintour, para compensar. La próxima semana son los Oscar, qué trajín.

Anne Igartiburu, de Lorenzo Caprile

Antonio y Melanie, de Armani

Blanca Suárez, de Monique Lhuillier

Cayetana Guillén Cuervo, de Óscar de la Renta

Dafne Fernández

Clara Lago, de Zuhair Murad

Elena Anaya, de Lanvin

Estrella Morente

Goya Toledo, de Elie Saab

Inma Cuesta, de Juanjo Oliva

Leire Martínez, de Dolores Promesas

Leonor Watling, de Míriam Ocáriz

Mar Saura, de Ralph Russo

María León, de Lanvin

Silvia Abascal, de Lorenzo Caprile

Salma Hayek, de Gucci

Victoria Abril

Toni Acosta, de Dolores Promesas

Verónica Echegui, de Gucci
Mabel Lozano y Eduardo Campoy

Macarena Gómez, de Teresa Helbig

José Coronado

Miriam Díaz-Aroca
Pilar López de Ayala, de Nina Ricci
Manuela Velasco, de Carolina Herrera
Nathalie Seseña
María Valverde, de Dior
Juana Acosta, de Paco Rabanne
Belén Rueda, de Pedro del Hierro

Michelle Jenner, de Zuhair Murad

Miguel Ángel Silvestre y Blanca Suárez



No hay comentarios:

Publicar un comentario